facebook

Comprar para alquilar, una forma de inversión inmobiliaria que vuelve a ser rentable

Desde antaño la compra de inmuebles para su arrendamiento ha sido una forma de inversión tradicional en nuestro país, si bien siempre estuvo reservada a las clases más pudientes, la crisis económica ha variado esta característica para hacerla accesible a inversores con diferentes perfiles económicos.

Existen muchas formas de traducir la inversión inmobiliaria para arrendamiento en un modelo rentable, comprar para reformar y convertir una vivienda en oficinas, locales para negocios o simplemente para dedicarla a vivienda. Pero siempre surgen preguntas como la rentabilidad que se va a obtener, de si es un buen momento para ello, como gestiono la vivienda o local, o cuánto tiempo se tardará en recuperar la inversión.

En la Botica Inmobiliaria hemos hecho un pequeño estudio sobre todos estos temas y con el ánimo de ofrecerte nuestra mejor ayuda vamos a intentar aclarar estos temas.

Rentabilidad y el cambio de mentalidad de los nuevos inquilinos

Las políticas que sobre el acceso a la vivienda han realizado los sucesivos Gobiernos del país desde los años 80, han favorecido la compra del inmueble frente al alquiler. La subvención de los intereses hipotecarios, y la “barra libre” del sector financiero para el acceso a un préstamo, fueron hasta el año 2008 los mayores obstáculos para crear un mercado de alquiler sano. Esta coyuntura además de estar sustentada por el pensamiento mayoritario de que la economía nunca quebraría y la revalorización de los inmuebles nunca se estancaría, la famosa frase “la vivienda siempre sube, nunca baja”, llevó a que en nuestro país al principio del segundo milenio solo el 9,5% del parque inmobiliario estuviera en régimen de alquiler, frente a tasas del 30% que se daban en Europa.

Pero con la crisis, la reducción del empleo, el acceso a un trabajo menos remunerado y más temporal e inestable, han hecho cambiar la mentalidad de que alquilar es poco menos que tirar el dinero frente a la compra de la casa. Los jóvenes que ahora acceden a un empleo en la mayoría de los casos saben que ya no es para toda la vida, además que la movilidad y la disposición de los trabajadores hacia sus empresas para cambiar de residencia se está convirtiendo en un factor clave para mejorar su poder adquisitivo y su desarrollo profesional.

   

Un cambio que coge a trasmano al sector

Con el inicio de la crisis financiera y la dificultad de venta de inmuebles, el parque inmobiliario de alquiler subió lo mismo que la demanda, y un mercado que hasta entonces era menor ha alcanzado cotas de rentabilidad del 4,3% anual, de hecho a principios de este año el promedio de subida de las rentas se situó en el 1,7% frente al mismo período del año anterior, con un precio medio de alquiler por metro cuadrado de 7,60 € para toda España, siendo en Castilla-La Mancha de 4,71€/m2 . El 80% de los propietarios que pusieron una casa en alquiler en 2016 logró arrendarlo, frente a los que optaron por vender que tuvieron una tasa de éxito del 33%.

Con estos datos podemos deducir que en la actualidad existen tensiones entre oferta y demanda y algunos podrían pensar que nos situamos ante otra posible burbuja en este caso sobre el alquiler de vivienda, sobre todo cuando muchos propietarios han optado por la modalidad de alquiler turístico en detrimento del residencial, pero son muchos ya los que hacen un camino de vuelta por las dificultades legales que cada vez más tienen este tipo de alquileres, y la ponderación entre los gastos de mantenimiento y el precio del alquiler de un apartamento turístico, demuestra que la mayoría de las veces es poco rentable esta modalidad de explotación del inmueble.

Pero con todo debemos tener en cuenta una serie de cuestiones a la hora de decidirnos por el alquiler:

  • La recuperación de la inversión es larga, pero por el contrario obtenemos unos ingresos fijos mensuales.

 

  • Puede que tardemos en conseguir alquilar la casa, dependerá de su estado, zona y gestor inmobiliario. En todo caso siempre es más rápido que vender.

 

  • La solvencia del inquilino, para ello debemos asegurarnos de que el arrendatario nunca page una renta superior al 35% de sus ingresos netos mensuales, para evitar posibles problemas. 

 

Contar con una buena agencia inmobiliaria facilitará las cosas

El sector de agentes de la propiedad, ante esta nueva perspectiva del mercado se ha puesto a trabajar para ofrecer tanto a propietarios como a buscadores de casa la oportunidad para alquilar un inmueble. Muchas de ellas como en La Botica inmobiliaria hacen uso de las nuevas tecnologías y de las plataformas web para ofrecer los inmuebles y darles la mayor visibilidad posible, además de realizar un filtrado de futuros inquilinos que ofrezcan al propietario las garantías suficientes para realizar el alquiler con tranquilidad y de forma viable.

Además, si hemos decidido comprar para alquilar, no está demás acudir al asesoramiento de una buena agencia donde nos podrán orientar para adquirir el tipo de vivienda más aconsejable estudiando la ubicación en función de la demanda, metros habitables, estado de conservación, ya que dependiendo de estos factores la inversión será más o menos rentable o el retorno será más rápido, pues las agencias como conocedoras del mercado saben  bien las ventajas y desventajas de este mercado y nos pueden realizar diferentes estudios en función de las características de nuestra casa. En algunas ocasiones las zonas menos atractivas y con menos encanto, son las que mayor rentabilidad producirán.

También la agencia nos aconsejará para realizar las reformas o arreglos que precise el inmueble para ponerlo en el mercado y nos podrá realizar un buen reportaje fotográfico para subirlo a los diferentes portales dedicados al sector, y como colofón siempre tendremos el asesoramiento a la hora de cerrar el contrato de alquiler y su gestión con la revisión de la documentación necesaria y ayudándonos en la redacción del contrato.

En La Botica Inmobiliaria somos conscientes de todas estas necesidades y de los temores que pueda tener el inversor a la hora de alquilar, para ello contamos con nuestros profesionales para realizar todo tipo de estudios de rentabilidad, reportajes gráficos del inmueble para colocarlo en plataformas web inmobiliarias, gestión de documentación y ayuda en todos los trámites referidos al contrato y la puesta en el mercado de su inversión.

 

Si deseas ponerte en contacto con La Botica Inmobiliaria puedes hacerlo a través del 925 390 795 o nos puedes conocer mejor en nuestro sitio web www.laboticainmobiliaria.es

 

laboticainmobiliaria